Declaran Muerte Cerebral A Policía Dominicano Intoxicado Con Monóxido En Fuego Intencional

NUEVA YORK,- El oficial dominicano del Departamento de Policía de Nueva York (NYPD), Denis Guerra, fue declarada ayer martes con muerte cerebral por el equipo médico a cargo en el hospital Montefiore, en tanto, su compatriota y también agente de la policía Rosa Rodríguez, sigue en estado crítico en el hospital Presbiteriano del Alto Manhattan.
Ambos oficiales, Guerra y  nativo de un pueblo del Sur en la República Dominicana, y Rodríguez oriunda de Jarabacoa, trataban de socorrer a inquilinos en un edificio de la avenida Surf en Coney Island, el domingo último cuando quedaron atrapadas en un elevador en camino al piso 13, donde se originó el incendio.
Mientras eso ocurría, el adolescente afroamericano Marcell Dockey de 16 años de edad y quien provocó intencionalmente el fuego se reía al ser acusado de varios cargos en la Corte Criminal.
El sospechoso, admitió a los investigadores que había prendido fuego al colchón en el pasillo, “porque estaba aburrido”.
Policías miembros de la Organización de Policías Dominicanos de Nueva York (NYDO), estaban lamentando la muerte de Guerra en la página oficial de la entidad y en redes sociales, desde la noche de ayer martes.
Guerra, estuvo originalmente ingresada en los hospitales Coney Island y Jacobi, desde donde fue trasladada al Montefiore y había permanecido en estado crítico, debido a graves quemaduras por el ácido en su estómago.
El agente tiene 38 años de edad, casado y padre de cuatro hijos, estaba asignado al igual que Rodríguez a la Autoridad de Viviendas de Nueva York y hacían patrullajes en complejos habitacionales administrados por el municipio.
Fueron los primeros en llegar a la escena del fuego.
La madre de Guerra, Miriam Guerra, quien vio al acusado de provocar el fuego en la televisión, se preguntó si “era un broma, el que se estuviera riendo” ante la crítica situación de su hijo.
“Este es un momento muy difícil para nosotros, quemó el colchón porque estaba aburrido y uno de los oficiales que es mi hijo, está luchando por su vida”, añadió la acongojada madre.
Se esperaba que anoche o hoy temprano en la mañana, el alcalde Bill de Blasio y el Comisionado de Policía, William Bratton, anunciaran oficialmente el deceso del oficial Guerra.
De consumarse su muerte, el adolescente, será acusado de homicidio.
El alcalde, envió un mensaje en el dijo que todos los neoyorquinos, tienen respeto, por todo lo que los oficiales han hecho por la ciudad.
“Estamos al lado de sus familias, en la medida en su dolor avanza, pero sabemos que estos dos agentes, hicieron lo que hicieron para salvar a gente que estaba en peligro”, agregó el alcalde.
El capellán de la policía de viviendas, acompañado por el comisionado Bratton y el alcalde, se presentó a la cabecera del oficial Guerra, donde le rezó y lo ungió.
Muchos policías, que también llegaron al hospital tenían los rostros sombríos y algunos no pudieron contener las lágrimas.
Por su parte, la madre de la oficial Rodríguez, se mostró esperanzada en que su hija mejore y rebase la condición de gravedad.

Tu eres nuestro visitante numero