ADN prueba que un presidente de EEUU tuvo hija extramarital

Análisis genéticos demuestran que un presidente estadounidense de inicios del siglo pasado tuvo un hijo fuera del matrimonio con su amante, de acuerdo con una empresa especializada en exámenes de ADN.
El entonces presidente Warren G. Harding desató un escándalo en la llamada Era del Jazz cuando dio a conocer su historia de amor prohibido en la Casa Blanca con Nan Britton, al publicar sus exitosas memorias en 1927 "The President's Daughter (La hija del presidente), pero los historiadores cuestionaron la versión y defensores de Harding la calificaron de mentirosa durante casi 90 años.
Sin embargo, basados en el ADN del nieto de Britton y descendientes de Harding, los resultados son 99,9% positivos, dijo AncestryDNA, una división de la firma Ancestry.com. Las conclusiones fueron reportadas inicialmente el jueves por The New York Times.
La hija nacida de la unión, Elizabeth Ann Blaesing, es la única conocida del 29no presidente. Ella falleció en 2005 y Britton murió en 1991.
James Blaesing, de 65 años, que creció escuchando la historia de su abuelo el presidente de boca de Britton, su abuela, dijo que siempre quiso demostrar que ella había dicho la verdad. Agregó que estaba deleitado con los resultados del análisis.
"¿Sabes lo que es esto? Una historia de amor", dijo de sus abuelos. "Fue amor verdadero, especialmente de parte de ella y sé que él sintió lo mismo".
Harding era senador por Ohio cuando comenzó la relación con Britton. El romance concluyó con la muerte repentina de Harding durante su presidencia en 1923.
La familia del mandatario siempre mantuvo que el libro de Britton era una mentira o una fantasía, o que quizás fue algo creado por oponentes demócratas del presidente republicano. Algunas personas dijeron que Harding era estéril porque sufrió paperas de niño.
Blaesing dijo que si su madre y su abuela estuviesen vivas, estarían contentas.
"Mi abuela tiene en estos momentos una gran sonrisa", dijo. "Está feliz de que se conozca".
Stephen Baloglu, portavoz de AncestryDNA, dijo que el caso de Harding muestra el poder del ADN para reescribir la historia.
"La conexión familiar es definitiva", dijo. "Estamos contentos de haber ayudado a los familiares de Harding a resolver este viejo misterio".

Tu eres nuestro visitante numero