Se desploma popularidad de Danilo Medina

El fin justifica los medios, todos hemos escuchado alguna vez hablar de esta frase, de Nicolás Maquiavelo, fundador de la ciencia política moderna. La frase hace énfasis en la conducta manifiesta por la astucia perjudicial e inmoral de quienes la usan para obtener y mantenerse en el poder, logrando el control del mismo, en detrimento de la naturaleza de la forma de gobierno.
Danilo Medina, militante consagrado del famoso Partido Comunista de la República Dominicana (Pacoredo) aprendió que un gobernante debe utilizar todos los medios disponibles a su alcance, sin limitarse por la moral o la ética, con el objetivo de conseguir el poder.
Inspirado en esa teoría, maquiavélica, Danilo Medina asumió la aventura que su reelección justifica lo que ha hecho para lograrla. Usando los recursos del Estado logró manipular y obtener una mayoría en el Comité Central del PLD, lo que facilitó alcanzar una mayoría mecánica en el Comité Político, y a través de éste organismo, imponer una resolución, la cual a través de la mayoría que tiene su partido en el Congreso dominicano, modificar la Constitución de la República, y así buscar su repostulación por ese organización política.
Danilo Medina, ha seguido al pie de la letra los planteamientos de Maquiavelo, por eso observamos como fomenta acciones orientadas a la tiranía que ha logrado imponer en su partido. Usando los recursos del Estado ha logrado conseguir una soberanía plena y firme en su partido, con lo cual pretende imponer su reelección presidencial.
El presidente Medina, con una formación maoísta antes de ser militante del Partido de la Liberación Dominicana, conoció muy bien que tanto la revolución rusa, como la Alemania nazis convirtieron la propaganda política usada de forma sistemática en una “arma” la cual facilitó controlar y guiar a las masas, y así, imponer su visión de el Estado.
Tanto la revolución rusa, como la Alemania nazi convirtieron la propaganda en una “arma” para convencer al pueblo, y con ella, imponer su visión del mundo y el Estado.
Es la misma estrategia usada en los gobiernos del PLD, donde la propaganda la ha utilizado para alcanzar el poder, y luego en el poder aprovechándose de la crisis y las frustraciones existentes, se muestran como salvadores de una nación en quiebra.
Los dirigentes del PLD, durante sus gobiernos han logrado obtener mas de 100 emisoras y decenas de canales locales de televisión, además de a través de manejar más de 3,800 millones en publicidad, han logrado poner la mayoría de los medios de comunicación bajo su control y los utilizan para dominar el controlar de las masas.
El gobierno del presidente Medina está bajo fuerte fuego cruzado entre acusaciones de corrupción por la compra por millones de pesos de legisladores de su Partido, el PLD, como la de los opositores. Así como por el fracaso en los dos buques insignia de su gobierno, las visitas sorpresas y la corrupción en la construcción e las aulas de escuelas públicas.
Después que se inicio formalmente la tormenta reeleccionista las propias contradicciones que se dan en su partido han facilitado informaciones donde aparece el gobierno muy mal parado, estos enfrentamientos, la débil oposición lo ha capitalizado, y observamos una caída de la popularidad de Danilo Medina, a niveles que muchos observadores no esperaban que ocurriera en tan breve periodo.
La búsqueda de la reelección ha arrastrado a que Danilo tengan una imagen cada día más deteriorada. Aunque los funcionarios y propagandistas del gobierno de Danilo Medina siguen pregonando una supuestamente alta popularidad, la realidad es que en los últimos sondeos de diversos medios dominicanos resulta evidente que está afectada negativamente la popularidad del presidente Danilo Medina.
Cuando comenzó su aventura, la popularidad del presidente Danilo Medina estaba en un 68% de acuerdo a encuesta realizada y divulgada en marzo del 2015 por la firma Penn, Schoen & Berland.
La última encuesta de la Gallup, Medina bajó a un 62%; Y en esos días se publicó otra encuesta del semanario El Dineroen la cual el presidente solo obtuvo 54%.
Más de 12,000 (DOCE MIL) personas han participado en la encuesta del portal Z101digital.com con una tendencia sostenida de varios días en que el presidente Medina obtiene alrededor del 46%. Recientes sondeos revelan que el desplome sitúa la popularidad de Medina en menos de un 46%.
Encuestas ordenada por grupos económicos, refleja el estrepitoso desplome de la reelección de Danilo de unos 20 puntos.
Estas cifras confirman la tendencia a la baja que ya se advertía en las llamadas encuestas “tradicionales”.
Por Ramón Ceballo

Tu eres nuestro visitante numero